Milei JudaismoBUENOS AIRES, Argentina (AP) — En la base del sagrado Muro Occidental en la Ciudad Vieja de Jerusalén, el presidente Javier Milei de Argentina parecía estar en un trance espiritual.
Con la cabeza y las manos apoyadas contra la antigua piedra, oró con el rabino ortodoxo que lo introdujo al judaísmo hace tres años. Aunque nació y creció como católica romana, Milei ha mostrado cada vez más interés público en el judaísmo e incluso ha expresado intenciones de convertirse.
Al alejarse de la pared, Milei se derrumbó. Abrazó fuertemente al rabino Shimon Axel Wahnish, sollozando sobre su hombro.
“En ese momento, me sentí orgulloso de tener un líder tan decidido, con valores espirituales tan profundos”, dijo Wahnish a The Associated Press en una entrevista reciente, recordando su viaje de estado a Israel en febrero .
Para muchos argentinos, ese orgullo estaba lleno de peligros.
Rompiendo décadas de precedentes políticos, Milei ha ido más lejos en su apoyo al gobierno derechista del primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, que quizás cualquier otro líder mundial mientras Israel enfrenta un creciente aislamiento por su bombardeo e invasión de Gaza que ha matado a más de 36.000 palestinos y ha empujado a la enclave al borde de la hambruna .
Su postura no podría contrastar más marcadamente con la de la mayor parte de América Latina, donde Bolivia y Colombia han cortado sus lazos con Israel y al menos cinco países de la región, más recientemente Brasil , han retirado a sus embajadores de Tel Aviv.
"Entre las grandes naciones que deberían ser pilares del mundo libre, veo indiferencia en algunas y miedo en otras a ponerse del lado de la verdad", dijo Milei a los líderes de la comunidad judía en un evento el mes pasado para conmemorar el 81º aniversario del levantamiento del gueto de Varsovia. . Fue un ataque velado a las potencias occidentales, incluido Estados Unidos , por criticar la conducta militar israelí.
La multitud se puso de pie de un salto para aplaudir.
Los partidarios del presidente insisten en que su recién descubierto fervor judío no tiene relación con su política exterior. Pero el enamoramiento de Milei por el judaísmo y su abierto apoyo a Israel ha generado temores y expuesto fisuras dentro de la comunidad judía de Argentina, una de las más grandes del mundo, y ha alterado las relaciones con sus vecinos.
Los judíos argentinos siguen profundamente marcados por un par de atentados letales contra la embajada de Israel en 1992 y la Asociación Mutual Judía Argentina, un centro comunitario conocido por su acrónimo en español AMIA, en 1994. Las autoridades alegan que Irán planeó los ataques y el grupo militante libanés Hezbolá los llevó a cabo. . Nadie ha sido considerado responsable. La investigación de Argentina ha estado sumida en la controversia .
“Milei tiene una mente mesiánica y eso es bastante peligroso”, dijo Diana Malamud, cuyo marido estuvo entre las 85 personas asesinadas en el atentado a la AMIA. "Sus políticas no sólo pueden avivar conflictos a nivel internacional... sino también generar antisemitismo dentro de nuestro país".
La curiosidad de Milei por el judaísmo comenzó como una especie de penitencia en 2021, cuando enfrentó acusaciones de albergar simpatías pronazis y quiso demostrar en sus discursos que no tenía animadversión hacia los judíos. Se conectó con el líder sefardí, el rabino Wahnish, para tener “una charla que se suponía duraría 10 minutos y terminó dos horas después”, dijo Wahnish.
A medida que Milei pasó de experto en televisión a presidente “anarcocapitalista” , Wahnish lo guió a través del estudio de la Torá. Buscando un terreno común entre su visión del libertarismo radical y la profecía del Antiguo Testamento, el interés casual de Milei se transformó en una práctica religiosa habitual.
Wahnish, recientemente nombrado embajador de Argentina en Israel, declinó hacer comentarios sobre la conversión de Milei.
"En el judaísmo y Moisés, Milei ve una revolución cultural y espiritual hacia la libertad", dijo Wahnish. Desde pequeña, añadió, Milei “sintió que Moisés era su ídolo, su héroe”.
Milei, que posee cuatro clones de su perro muerto Conan, nunca ha sido el ocupante más convencional del cargo más alto de Argentina. Aún así, su incursión en el judaísmo ha sido una sorpresa particular.
Durante la campaña electoral, Milei citó la Torá, realizó múltiples peregrinaciones en Brooklyn a la tumba del influyente líder jasídico Menachem Mendel Schneerson y tocó el shofar, la trompeta con cuerno de carnero que se tocaba durante las Fiestas Sagradas judías, para cerrar su campaña electoral.
Antes de la victoria de Milei, casi 4.000 intelectuales judíos argentinos firmaron una petición expresando su preocupación por el “uso político del judaísmo” por parte de Milei.
"Es perverso... utilizar el shofar, que se toca durante las ceremonias religiosas, para anunciarse", dijo Pablo Gorodneff, secretario general del grupo progresista Llamamiento Judío Argentino. “Me pone muy frustrado, muy triste”.
Mientras los combates arreciaban en Gaza, Milei voló a Israel para su primera visita al extranjero y elogió a Netanyahu sin reservas. Siguiendo los pasos del expresidente estadounidense Donald Trump , prometió trasladar la embajada de Argentina de un bastión frente a la playa cerca de Tel Aviv a la disputada capital de Jerusalén, agravando un problema emocional en el corazón del conflicto . Netanyahu llamó a Milei “una gran amiga”. Hamás lo llamó “socio del ocupante sionista”.
El mes pasado, el gobierno de Milei anuló el tradicional reconocimiento argentino de la condición de Estado palestino, uniéndose a Estados Unidos e Israel para votar en contra de la membresía palestina en la ONU.
Su cambio de política exterior ha emocionado a los líderes de la comunidad judía, pero también los ha dejado nerviosos.
“Si la supuesta defensa de Israel por parte de Milei es un ataque a los derechos de los palestinos, pone en riesgo a la comunidad judía en Argentina”, dijo Héctor Shalom, director del Centro Ana Frank de Argentina. "Las décadas de impunidad por ataques pasados ​​muestran nuestra vulnerabilidad".
El atentado de 1994, el caso sin resolver más notorio de Argentina, todavía siembra inquietud. Después del ataque de Hamás del 7 de octubre , el estado de ánimo en la comunidad judía pasó de la preocupación a la alarma .
Las escuelas secundarias judías solicitaron que los estudiantes dejaran de usar uniformes para no identificarse como judíos. Las autoridades reforzaron la seguridad en las sinagogas. Dos amenazas de bomba vaciaron el edificio de la AMIA.
"Los niveles de seguridad siempre han sido altos pero ahora hay una sensibilidad mucho mayor", afirmó Amos Linetzky, director de la AMIA.
Los funcionarios del gobierno también se han vuelto ansiosos, arremetiendo contra Irán y advirtiendo que la guerra entre Israel y Hamas ha avivado las brasas de la militancia islámica y las ha llevado hasta América Latina.
Tras la noticia del primer ataque iraní contra territorio israelí el 14 de abril, los medios locales informaron que la postura proisraelí de Milei lo había convertido en un objetivo. Acortó su visita de Estado a Dinamarca y voló a casa para convocar un comité de crisis junto con el embajador israelí.
La ministra de seguridad de línea dura de Milei, Patricia Bullrich, señaló a los vecinos de izquierda Bolivia y Chile como focos islamistas y ordenó refuerzos a la frontera norte de Argentina.
“Estamos en alerta máxima”, dijo Bullrich, alegando que Bolivia, que el año pasado llegó a un acuerdo de defensa con Irán , está repleta de agentes de la Guardia Revolucionaria iraní. “Mensajes políticamente correctos como un llamado a la paz no son la posición de Argentina”.
Sin aportar pruebas, Bullrich también afirmó que Chile, hogar de la mayor población palestina fuera del mundo árabe, alberga a Hezbollah .
Las acusaciones, calificadas de infundadas por Bolivia y Chile, llevaron a ambos gobiernos a retirar a sus embajadores de Buenos Aires.
El sábado, la Organización de Cooperación Islámica, un grupo de 57 miembros que se describe a sí mismo como “la voz colectiva del mundo musulmán”, emitió una furiosa denuncia de lo que describió como la retórica antiislámica de Milei.
Durante años, los servicios de inteligencia estadounidenses y argentinos han sometido la Triple Frontera , donde se encuentran Argentina, Brasil y Paraguay, a una intensa vigilancia, rastreando a la gran población de inmigrantes libaneses y sirios en busca de simpatías islamistas.
"Una de las cosas que no creo que reciba suficiente atención es cuánto tiempo ha estado presente Hezbollah en nuestro hemisferio", dijo el senador Marco Rubio, republicano de Florida, ante el Comité de Relaciones Exteriores del Senado esta primavera.
Washington afirma que Hezbolá financia sus actividades a través de los narcotraficantes de la zona. El Tesoro de Estados Unidos ha sancionado a decenas de personas en América del Sur por presuntos vínculos con Hezbollah, la última vez el otoño pasado . Las autoridades han informado de ataques frustrados, y la agencia de espionaje Mossad de Israel ayudó a Brasil a arrestar a presuntos reclutas de Hezbollah en noviembre pasado.
Hezbollah niega realizar operaciones en la región.
“¿Qué querría Hezbolá con América Latina?” preguntó la portavoz del grupo, Rana Sahili, a la AP. Acusó a Milei de jugar con hechos para ganar puntos en un “juego político”.
Los expertos dicen que la verdadera amenaza se encuentra en algún punto intermedio.
"Algunos dicen que la presencia de Hezbolá en América Latina es una completa invención, mientras que otros dicen que el grupo utiliza la región como base y que estamos condenados", dijo Fernando Brancoli de la Universidad Federal de Río de Janeiro en Brasil.
“Ninguno de los dos es correcto”.
(Foto AP/Leo Correa, Archivo)
POR  ISABEL DEBRE Y ALMUDENA CALATRAVA

Quienes Somos

Radio América es una emisora de habla hispana que transmite desde la ciudad de Laurel en el estado de Maryland cubriendo con sus 1,900 vatios de potencia toda el área metropolitana de Washington D.C. en la cual residen cerca de 1 millón de Latinos.

Su propietario es Alejandro Carrasco considerado como la personalidad radial hispana mas influyente en Washington, Maryland y Virginia.

Su frecuencia, 900 AM una Ubicación ideal en el dial para alcanzar a toda la comunidad latina en el area metropolitana de Washington.

Contactos

Oficina
2730 University Blvd W #200, Silver Spring, MD 20902, USA No 1540
Cabina: 301-962-0900
Recepción: 301-942-3500
Fax: 301-942-7798
info@radioamerica.net

Contador de Visitas

039920732
Hoy
Ayer
Esta Semana
Este Mes
Mes anterior
Total de visitas al Sitio Web
5596
17387
152413
453014
703790
39920732

Tu IP desde donde navegas es: 3.236.83.154
15-06-2024 12:11